Se presenta hoy sábado 17 con entrada libre y gratuita una intervención teatral “ACERCA DE LOS FUSILAMIENTOS DE JOSE LEON SUAREZ”

0

15541287_1358584917487734_8417428929392839345_n

“Hay un fusilado que vive” fue la frase que escuchó Rodolfo Walsh una noche de verano, mientras jugaba ajedrez en un bar de La Plata hacia fines del año 1956. Se trataba de Juan Carlos Livraga, un hombre que recibió dos balas policiales en pleno rostro en la masacre en los basurales de José León Suárez y que ahora, sentado frente a él, le contaba su versión de los hechos acerca del levantamiento cívico-militar contra Aramburu en junio de ese año. Había, entonces, alguien que todavía estaba vivo cuando debería estar muerto, alguien que reabría un capítulo que se pretendía definitivamente cerrado en la historia argentina.

 

Compartir.

Sobre el autor

Comentarios cerrados.